La Torre del Reloj

La Torre del Reloj, en la plaza, fue diseñada por el ingeniero francés Alexandre Gustave Eiffel, el mismo de la famosa Torre Eiffel. El reloj en sí fue construido por el famoso relojero francés Jean-Paul Garnier y enviado a Montecristi durante los días de gloria de la ciudad, a finales del siglo 19.